El Mule Escrito por  Feb 01, 2019 - 5966 Visitas

La Cigaleña, esperando a los Reyes

Hemos Comido...en La Cigaleña, el día anterior a Reyes, un anticipo del regalo que nos esperaba de los Magos de Oriente.

Enero 2019. Ciertamente que comer en La Cigaleña siempre es un regalo, sobre todo para el paladar, aunque en esta ocasión nos ciñésemos a un vino, un espumoso que nos escogió Andrés y que resultó una sabia elección.

Restaurante La Cigalena Santander

Si algo tiene Andrés es que es alguien con las ideas claras, siempre le rodea un halo didáctico, tiene tanto conocimiento en torno al vino que siempre tiene algo interesante que contar. En concreto este Vino Larmandier -Bernier Latitude compuesto únicamente por uva Chardonnay, un blanc de blancs. Tiene un estilo rico, delicado y muy aromático, una fruta muy agradable y burbuja muy fresca. 

Sobre este bodeguero nos contó que fue de los primeros en hacer champagne ecológico y que empezó a limpiar los terrenos de las vides, ya que esta zona de Champagne era donde se depositaba la basura de París, en un principio beneficiosa debido a su contenido orgánico, pero en aquellas fechas mas cercanas ya empezaban a predominar otro tipo de residuos no tan beneficiosos como los plásticos. Como os decía al principio, siempre hay una historia en torno a un vino.

Restaurante La Cigalena Santander

Mientras esperábamos y degustábamos una mantequilla (todo un clásico de la hostelería para dar comienzo a una comida y muy de nuestra tierra, donde fue buque insignia de nuestra cabaña lechera durante muchos años), me puse a hojear por curiosodad la carta de vinos, en la que según Andrés no figura toda su bodega, ya que hay un par de cientos de referencias no reflejadas. En fin, más que una carta parece una enciclopedia con anexos, muy interesante por cierto y muy muy extensa.

Restaurante La Cigalena Santander

Éramos tres comensales, Comimos un par de entrantes y después un principal cada uno, comenzando con unas alcachofas con langostinos. Algo que incorpora marisco y alcachofa, uno de mis maridajes preferidos, ya que la alcachofa siempre me ha parecido un acompañante sin igual para con el marisco y esta elaboración merecia la pena.

Restaurante La Cigalena Santander

Mollejas a la sartén. Estas resultaron espectaculares, justas de tamaño, a mi me gustan tiarando a grandes, tostatas y bien jugosas, acompañadas de un refrito de ajos y la suficiente sal. Vicio y gran sabor. Últimamente las he probado en más sitios también de vaca, pero me gustan mucho más las tradicionales de lechazo, como estas. 

Restaurante La Cigalena Santander

Uno de los comensales se tomó muslo de pollo de corral, yo diría que gallo. Le vinieron muchos recuerdos a la mente, ya que las dimensiones del susodicho resultaban un tanto abrumadoras, pero el guiso estaba de chuparse lo dedos, que es lo que debe de ocurrir cuando comes un muslo.

Restaurante La Cigalena Santander

Restaurante La Cigalena Santander

El otro comensal tomó guiso de venado. También fue de su agrado, el aspecto era realmente de un auténtico plato de caza, potente y sabroso.

Restaurante La Cigalena Santander

Yo tome un cocido de Morteau. Algo sobre lo que no tenía ninguna referencia y me picó la curiosidad, sí que tenía noticia de la salchica de Morteau, que es uno de los ingredientes de este cocido. Me sirvieron en una sopa sobre la que nadaban unos ravioli con salchicha. Me pareció muy rico este nuevo descubrimiento.

Restaurante La Cigalena Santander

Restaurante La Cigalena Santander

Dentro de los postres, tarta especial de cítricos y tarta de queso horneada.

Restaurante La Cigalena Santander

Restaurante La Cigalena Santander

Acompañando al postre un vinito dulce, un moscatel viejo Los Cuartillos de Bodegas Primitivo Collantes, un gran dulce.

Restaurante La Cigalena Santander

Para terminar ya bien del todo un trozo de Stilton (queso azul inglés al que le estoy cogiendo mucho vicio) y unas lascas de Mahón, antiguo conocido y un grande de nuestro país.

Restaurante La Cigalena Santander

Al final la espera a los Reyes, que siempre se hace tediosa, en La Cigaleña es mucho más llevaderá; de aquí a la cabalgata.

Restaurante La Cigalena Santander

Por El Mule

Etiquetado como

Deja un comentario

  • Facebook
  • Twitter
  • Youtube
  • Instagram

Contactar...



  • E-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Top
Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web. Al continuar utilizando este sitio web, está dando su consentimiento a que se utilicen las cookies. More details…