El Mule Escrito por  Oct 17, 2022 - 5696 Visitas

La Crujiente

Ya lo dice el refrán: “Pan casero, de ese quiero”

Y ese pan es el que se hace cada día en los obradores de La Crujiente. Con masa madre, harinas de primera calidad, con fermentaciones lentas y cocidos en horno de piedra.

Realmente pan. Panes de verdad. Panes saludables.

Personas que entienden de buenos panes seleccionaron al equipo de La Crujiente con la distinción “La Miga de Oro” que los incluye entre las 80 mejores panaderías de España.

La Ruta del Buen Pan de Cantabria se fija en el trabajo de los panaderos artesanos, profesionales que día a día, al frente de su obrador, elaboran sus panes manteniendo la tradición, con una apuesta firme por la calidad y con grandes dosis de innovación. El proceso de selección se ha llevado a cabo una cata a ciegas, de una forma anónima, por un jurado compuesto por cuatro profesionales del sector del pan donde se ha valorado la corteza, miga, color, alveolado, sabor, gusto, textura, peso y aspecto exterior del pan.

Una vez acabadas las trece rutas, se seleccionarán a los panaderos que hayan obtenido las valoraciones más altas, se los irá a visitar anónimamente para comprobar el posicionamiento del pan a la tienda y la atención e información al público.

El pan ha sido un elemento básico de la dieta humana desde la antigüedad. La gente primitiva ya hacía pan ácimo -sin levadura- hace 12.000 años, a partir de una mezcla de harina y agua, y cociéndolo al sol.

Se cree que fueron los egipcios los que descubrieron cómo hacer el pan que conocemos hoy, utilizando levadura silvestre para fermentarlo.

En la actualidad con frecuencia es demonizado como la fuente de carbohidratos que engorda, y suele ser el primer alimento que se retira de las dietas. Algunos argumentan que el pan hecho en fábricas tiene demasiados conservantes, aditivos y sal, y que es por eso poco saludable.

Pero el pan puede ser una buena fuente de carbohidratos que son necesarios para una dieta balanceada.

El pan es uno de los productos que más calidad está perdiendo con el proceso de industrialización gastronómico, y dos son las razones principales. Por un lado, se usan solo harinas refinadas, que pierden todas las propiedades nutritivas de las harinas puras, y por otro se hace uso de levaduras químicas, cuando la mejor forma y que más sabor da es el empleo de masa madre. Pero claro, es un proceso que lleva demasiado tiempo y encarece el producto, y estamos acostumbrados a pagar 60 céntimos o menos por una barra de pan.

El problema del pan industrial es doble. Lo primero que nos encontramos es que damos la espalda a uno de los alimentos con más capacidad de nutrirnos que existe, optando por panes que no aportan casi nada. Como me dijo Amador, “con pan y agua vive una persona”. Pero claro, siempre que el pan sea bueno, porque prueba a intentar sobrevivir con pan industrial.

Parece extraño que algo tan básico en nuestra dieta, resulte una rareza encontrar un buen pan hecho de manera tradicional, con harinas de calidad y sin añadirle “polvos”; un pan sin misterios que se base en agua, harina, fermentaciones y reposos, según nos cuenta Agustín Martinez, maestro panadero artesano y gerente de La Crujiente.

Este concurso le reconoce como uno de los mejores cien panaderos de España.

El pan premiado se basa en una masa de triple fermentación a temperatura ambiente. El resultado es un pan alveolado con una fina y crujiente corteza.

Existen tres tiendas en Santander (Casimiro Sáinz, Rualasal y General Dávila) y una en Liencres.

También elaboran pastelería, con la misma filosofía que en la panadería, todo es artesano y elaborado en sus instalaciones, hasta el típico mufin que se en todos los sitios es de origen industrial aquí es artesano.

Hace unos días elaboramos una comida maridaje de vinos, panes y condumio. En la comida intervinieron tres tipos de panes distintos de esta panadería y para nuestra sorpresa uno de los protagonistas de la cena fue este pan. Muchos de los comensales se llevaron a casa el pan que sobró, debido a que no tenían conocimiento que existiera un pan de estas características y fue una de las grandes sorpresas de la noche.

Aquí os dejo el link a la cena Armonia organizada en Melly y el link a la introducción a los panes que entregamos.

Más en esta categoría: « Panadería Dobrapan
  • Facebook
  • Twitter
  • Youtube
  • Instagram

Contactar...



  • E-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Top
Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web. Al continuar utilizando este sitio web, está dando su consentimiento a que se utilicen las cookies. More details…