El Mule Escrito por  Jun 06, 2016 - 13384 Visitas

Sambal, solo ante el peligro

Hemos Comido...en Sambal, Javier Ruiz sigue solo ante el peligro, en su reducto, rodeado de romanos y resistiendo ahora y siempre al invasor.

Junio 2016. Pues sí señores, Javi sigue en su precioso reducto, resistiendo con su cocina de calidad a la demanda del entorno, estudiando y enfrascándose en sus productos del mar, en las algas que le proporciona el Cantábrico, en sus nécoras y, en general, en una cocina madura y bien pensada, la cocina de una generación llena de maestros de los fogones.

Restaurante Sambal Noja Cantabria

Restaurante Sambal Noja Cantabria

El lugar sigue como siempre, inmaculado, con las vistas tan estupendas del golf de Noja, una entrada donde tomar un apertivo o una copa a posteriori, a la sombra de los árboles.

Restaurante Sambal Noja Cantabria

Cuatro comensales enmarcados en una comida donde analizábamos un proyecto sobre comunicación gastronómica digital.

Restaurante Sambal Noja Cantabria

La comida se acompañó de un Juvé y Camps Reserva de la Familia de 2011, un cava muy armonizado con el menú. O un menú bien armonizado con el cava, depende del punto desde el que se mire. 

Restaurante Sambal Noja Cantabria

Comenzamos disfrutando de unos snacks. Quizas algo más que unos snacks, por que últimamente se ha dado por llamar de esta manera a pequeños bocaditos a modo de tapas de diferentes orígenes. En mi caso, cuando mi madre decía: "trae los snacks a la mesa" se refería a unas galletas, cuadradas o redondas, saladas que se utilizaban para untar quesos, patés etc.. 

La primera vez que las vi las había traido mi padre de U.S.A. y creo que su nombre comercial era SNACKS.

Restaurante Sambal Noja Cantabria

Como decía, unos snacks de erizo, dimsun y foie con trufa que nos adelantaban lo que iba a ser una comida de lo más soprendente y deleitosa.

Restaurante Sambal Noja Cantabria

El primero de la tarde resultó ser un carpaccio de lubina con garbanzo y ají. Un sabor auténtico de lo que en realidad es una lubina, muy suave, restos de mar y un toque picante. Después de este bocado al cielo.

Restaurante Sambal Noja Cantabria

Lo siguiente puede no parecer muy atrayente, hasta que lo pruebas, oreja de cerdo con salsa kimchi. La salsa, con un sabor similar a los callos y la oreja perfectamente planchada en su exterior y confitada en el resto; nada que ver con la típica oreja a la plancha donde te pasas todo el día sacando trozos de cartílago de la boca. Todo un descubrimiento.

Restaurante Sambal Noja Cantabria

La siguiente elaboración, unas gambas al ajillo. Unas gambas planchadas o estiradas sobre film a las que se las añade un sofrito de ajo y guindilla. Un auténtico goce para el paladar, como un carpaccio de gamba marinado en refrito. Una visión diferente de las gambas al ajillo.

Restaurante Sambal Noja Cantabria

Idiazabal en texturas. Crema de queso con un pequeño toque de humo y diferentes acompañantes, a cual más particular y sorprendente: huevas de trucha y lumpo con su explotar en boca, su toque salado y su sabor a pescado; encurtidos y su peculiar sabor a vinagre; hoja de rocío, algo dificil de explicar a la par que delicioso. Diferentes texturas y sabores complementarios. 

Restaurante Sambal Noja Cantabria

Espárragos, perrechicos y cebollas. Unos espárragos de punto justo y sabor a tal, perrechico de buen tamaño del que sabe bien a seta, y unos toques de cebolla. Un cambio de dirección en la mesa y un guiño a la huerta. Exquisito.

Restaurante Sambal Noja Cantabria

A continuación un arroz de los mejores que conozco, punto perfecto de cocción, al borde, fumé de pescado y langostino, algas, espárrago de mar, etc. Precioso a la vista y absolutamente placentero, como todos los platos que nos sirvieron.

Restaurante Sambal Noja Cantabria

Merluza y papada con caldo de manitas. Sigo encontrando diferentes maneras en las que me gusta la merluza y esta es una de ellas, claro que así de sabrosamente acompañada...

Restaurante Sambal Noja Cantabria

Para terminar lo salado, lechazo churro. Una carne con la que no me suele gustar terminar una comida, pues se suele convertir en protagonista de la tarde, pero este no fue el caso, un cordero bien lacado y desgrasado, una buena tajada final.

Restaurante Sambal Noja Cantabria

De postre dos complemetarios, chocolate y mandarina, espectacular.

Restaurante Sambal Noja Cantabria

Y como postre final algo que no pienso deciros lo que es, si quereis saberlo acercaros a probarlo. Os va a gustar, seguro.

Por El Mule

 

Etiquetado como

Deja un comentario

  • Facebook
  • Twitter
  • Youtube
  • Instagram

Contactar...



  • E-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Top
Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web. Al continuar utilizando este sitio web, está dando su consentimiento a que se utilicen las cookies. More details…